bastardo


También se encuentra en: Diccionario.
  • all
  • sustantivo
  • adjetivo

Sinónimos para bastardo

boa

Sinónimos

ilegítimo

falso

Sinónimos para bastardo

Ejemplos ?
Al frente de los ptiotas estaban Medonte y el belígero Podarces; aquél era hijo bastardo del divino Oileo y hermano de Ayante, y vivía en Fílace, lejos de su patria, por haber dado muerte a un hermano de Eriopis, su madrastra y mujer de Oileo; y el otro era hijo de Ificlo Filácida.
Eneas hizo perecer a Medonte y a Yaso; de los cuales, el primero era hijo bastardo del divino Oileo y hermano de Ayante y habitaba en Fílace, lejos de su patria, por haber muerto a un hermano de su madrastra Eriopis, y Yaso, caudillo de los atenienses, era conocido como hijo de Esfelo Bucólida.
El encauzamiento del Ejército dentro de las funciones que le determinan la Constitución y las leyes, su respeto al Gobierno legítimamente constituido fueron reafirmados durante su gestión, de acuerdo con una conducta que ha sido tradicional en nuestra nación, que alcanzó especial relevancia frente a los incesantes esfuerzos desplegados por aquellos que pretenden quebrantar el régimen vigente y que se empeñan con afán bastardo en convertir a los institutos armados en un instrumento para sus fines, despreciando su intrínseca formación.
Patroclo, a su vez, saltó del carro a tierra con la lanza en la izquierda; cogió con la diestra una piedra blanca y erizada de puntas que le llenaba la mano; y estribando en el suelo, la arrojó hiriendo en seguida a un combatiente, pues el tiro no resultó vano: dio la pedrada en la frente de Cebriones, auriga de Héctor, que era hijo bastardo del ilustre Príamo y entonces gobernaba las riendas de los caballos.
El belígero Menelao, asiendo por la mano al héroe, sacóle de la turba mientras el escudero acercaba el carro. Ayante, acometiendo a los teucros, mató a Doriclo, hijo bastardo de Príamo, e hirió a Pándoco, Lisandro, Píraso y Pilartes.
En cuanto a la tercera parte, será de sesenta mil libras, que entregarás, inmediatamente después de mi muerte, al llamado Petignon, aprendiz de zapatero, calle del Bouloir; ese desdichado es mi hijo, él no lo sospecha, es un bastardo adulterino, quiero darle a ese infeliz huérfano, al morir, pruebas de mi ternura.
Se ofició la elección todo el día de año nuevo, con que se dió lugar a que dicho Don Lope de Torres y Don Jacinto Vaca, su tío, teniendo escondido a dicho Padre Vicario en su casa, persuadiesen a Melchor de Mendoza, mozo, hijo bastardo de una india y de Gaspar de Mendoza...
Ve en el insigne Fadrique un apoyo, un partidario; sabe que llega a Sevilla y a voces le está indicando de su fiero amante el rostro, que viene en momento aciago, y por aquietar sospechas, o darles punto más alto, al fin, rompiendo el silencio, aunque con trémulos labios osó hablar, y estas palabras entre los dos se mezclaron: «¿Conque hoy llegará triunfante don Fadrique, vuestro hermano?» «Y por cierto que ya tarda en llegar aquí el bastardo.» «Bien os sirve!»...
HIPÓLITO ¡Oh madre desdichadísima! ¡Oh nacimiento amargo! ¡Ojalá no sea bastardo nunca ninguno de mis amigos! TESEO ¿No le arrancaréis de aquí, servidores?
La otra vez le habló e hizo encargos sobre sus dos hijos ilegítimos: Margarita, que residía en Ondenarda, y Juan, que vivía en Ratisbona. Este bastardo se llamó más tarde don Juan de Austria.
A mí seguramente hubiérame tentado el diablo, porque el capitán de los plateados tenía el gesto dominador y galán con que apa-recen en los retratos antiguos los capitanes del Renacimiento: Era hermoso como un bastardo de César Borgia.
que he querido en otro tiempo lo que pasó de locura y lo que excedió de extremo. Más como era amor bastardo y de contrarios compuesto, fue fácil desvanecerse de achaque de su ser mesmo.