considerar

(redireccionado de consideré)
También se encuentra en: Diccionario.
Búsquedas relacionadas con consideré: considerar
  • all
  • verbo

Sinónimos para considerar

pensar

Sinónimos

juzgar

Sinónimos

respetar

Sinónimos

Sinónimos para considerar

Ejemplos ?
Pero yo consideré que lo primero era decirle a la gente la verdad, estamos enfrentando una crisis, quizá de proporciones que no hemos conocido, por lo menos en el pasado reciente de nuestro país.
Por eso se pudo llegar a un acuerdo, y si ustedes leen la versión taquigráfica observarán que esa sesión fue conducida por Juri, con la presión de su bloque, y por nosotros, es decir, yo como presidenta de la Comisión de Asuntos Constitucionales, con algunos diputados que decían: “Se va a arruinar la sesión, van a arruinar la asunción de la Alianza”. Consideré importante este testimonio.
Su proyecto no lo consideré correcto y se lo regresé con el propio licenciado Vázquez, manifestándole ya tenía formulada la contestación a lo declarado por el general Calles.
Bien consideré que debía ser hombre, mi nuevo amo, que se proveía en junto, y que ya la comida estaría a punto tal y como yo la deseaba y aun la había menester.
Dueño de la que buscaba, y sabiendo a qué puerta correspondía, logré salir a la calle, en momentos en que, a lo lejos, comenzaban a oírse los acordes de violines, flautas y violoncelos. Me consideré un hombre.
Desde luego, todo el partido en chile sabe que cuando hicieron su declaración yo estaba fuera del país y que inmediatamente después de llegar les manifesté mi rotundo desacuerdo con tal documento, que consideré un grave error político.
"Y al advertir que en el seno del Gabinete se habían suscitado divergencias de carácter político, consideré oportuno hacer los cambios convenientes para garantizar una acción uniforme de conjunto, en el Poder Público, y la unificación de criterio estatal encaminado a un fin de antemano definido.
La carta fue escrita por mí sin previa consulta con nadie, porque consideré un deber moral hacerlo para levantar los cargos inicuos que se hacían en contra mía personalmente.
Al principio me extrañaba bastante el consuelo que encontraba dibujando esqueletos, y durante cierto tiempo le consideré como una especie de asceta que trataba de recordar por medio de aquel símbolo de mortalidad lo limitado de todas las cosas, consolándole el pensar que tampoco los palos podían durar siempre.
Aunque importante, consideré una peccata minuta tal lapsus, pues a mí me interesaba más el contenido de su ideología creadora que atender al escándalo de algunos horrorizados decimonónicos que habían sido decepcionados por tan poca cosa y que cobardemente lo comentaron después, con cierto nivel burlesco, en los corredores.
En forma correlativa, por mi parte consideré que debía prestar, también una vez más, mi contribución a la causa a que siempre me he esmerado en servir con honestidad, decisión y clara conciencia doctrinaria.
Siendo una criaturita muy honrada y no queriendo enturbiar el recuerdo que dejaba en Murdstone y Grimby, consideré como una obligación permanecer hasta el sábado por la noche, y como me habían pagado una semana adelantada, me fui temprano, para no tener que presentarme a la hora de cobrar en la caja.