funículo


También se encuentra en: Diccionario.
  • all
  • sustantivo

Sinónimos para funículo

cordón umbilical

Sinónimos

Sinónimos para funículo

cordón umbilical

Ejemplos ?
Los haces que nacen del arco del músculo transverso se dirigen hacia dentro, pasan por encima y después por detrás del funículo espermático en el hombre y del ligamento redondo del útero en la mujer, y se unen en los haces del oblicuo interno para constituir la hoz inguinal, que va a insertarse en el pubis, después de reforzar la pared posterior del canal inguinal en su tercio interno.
En casi todas las semillas, el micrópilo a través del cual había penetrado el tubo polínico en el óvulo, persiste en forma de un pequeño orificio de la testa. En las angiospermas, un funículo une la semilla a la placenta por el interior de la pared del fruto.
Semillas Las semillas, aplanadas, varían en tamaño, forma y color, en la presencia o ausencia de un reborde o margen elevado que la recorre en los bordes del plano (margin, marginal bulge) -que a su vez puede ser de un color diferente del cuerpo de la semilla-, y en la forma del hilo (la cicatriz que dejó el funículo que lo unía a la placenta al caer) (:19,).
El fruto es una legumbre glabra y comprimida, sin tabiques, de 10-15 por 1-3 cm, verdes al principio y de color pardo y con textura membranácea al madurar, con dehiscencia elástica -lo cual hace que las semillas sean expulsadas a cierta distancia del árbol -, con semillas algo aplanadas de color marrón oscuro en la madurez, de forma ovoide, dispuestas de forma transversal perpendicular al eje de alargamiento de la legumbre, con funículo filiforme naciendo de la sutura externa del fruto, algo retorcido en su extremo distal, extremadamente frágil, de implantación algo desplazada lateralmente respecto al ápice de la semilla y con clara línea fisural.
Las semillas, en número de 2- más de 12 y de 6-6,5 por 3-3,5 mm, lisas y brillantes, de color castaño, son de forma elipsoidea, comprimidas, con los lados más o menos deprimidos en su parte central que se corresponde con la areola rodeada por una “línea fisural” o pleurograma cerrado de contorno similar al de la semilla en sí, y con el funículo implantado en el ápice algo mucronado, provisto de un arilo carnoso persistente de forma cónica muy alargada y reflejo hacía la base de la semilla y de un tono traslúcido-canela de la mitad o más de la longitud de la semilla.
Al retirar la semilla queda una pequeña cicatriz o hilo que señala el punto de inserción del funículo. En algunas gimnospermas, como Ginkgo y Cycas, la testa de las semillas presenta una consistencia blanda y carnosa y se denomina «sarcotesta».
Estas referencias dividen la sustancia blanca en un funículo dorsal, uno entre los surcos, llamado funículo lateral y uno ventral, mientras que se divide aún más en los segmentos cervicales y torácicos superiores, el funículo dorsal se divide por el surco dorsal intermedio en el fascículo cuneiforme, el más lateral, y el fascículo grácil.
Bayas pequeñas, cilíndrico-prismáticas, truncadas, generalmente sin colores vistosos; semillas 10–12, unidas por un funículo corto, ventralmente imbricadas, redondeado-reniformes, lentiformes, testa menudamente verrugosa.
Al retirar la semilla queda una pequeña cicatriz o hilo que señala el punto de inserción del funículo.En algunas gimnospermas, como Ginkgo y Cycas, la testa de las semillas presenta una consistencia blanda y carnosa y se denomina «sarcotesta», y, envolviendo el endosperma con el embrión, la más interna llamada «sclerotesta».La sarcotesta puede estar vascularizada y presentar aceites o desprender olor a ácido butírico, como en el caso de Ginkgo biloba.
El fruto es una sola semilla, con vainas aplanadas de hasta 10 cm de largo. La semilla es brillante y marrón y se mantiene en un largo tallo (funículo).
Vainas rectas a ligeramente curvadas, ± planas pero ligeramente elevadas sobre las semillas, ± lados rectos o variablemente constreñida entre algunas semillas, 3-6 cm de largo, 2-4 mm de ancho, semillas longitudinales; funículo filiforme.
El término botánico arilo se aplica a cualquier crecimiento especializado del funículo que cubre o es agregado a la semilla, o sea a cualquier apéndice o engrosamiento de la cubierta de la semilla de las fanerógamas.