habano


También se encuentra en: Diccionario.
  • all
  • sustantivo

Sinónimos para habano

cigarro

Sinónimos

Sinónimos para habano

Ejemplos ?
R....-«Padre, á Fulano que vive en tal parte.-Basta, señor, sé mi oficio.» El P. R.... junta sus agarrantes toma su habano y su chafarote, y dice «¡Ha de mi gente! tantos á vanguardia, «cuantos á retaguardia.
Fumaba un gran cigarro habano, escupía por el colmillo, y haciendo una gran reverencia a don Braulio, sin cuidarse de su grave y digna compañera, exclamó: -Señor de too mi respeto, es necesarioo que hoy, si osté lo consiente y no le parese mal, fagamos las coentas, porque miñana por la miñana me facía coenta darme a la vela pral Ferrol.
Palacios dejó la copita de coñac sobre la mesilla cigüeña, que el criado le había puesto delante con el tántalo abierto y surtido, y dando una chupada al habano, asintió.
Tomó luego su café y se tendió en la mecedora. Encendió un habano, se lo llevó a la boca, y diciéndose: «¡Ay, mi Eugenia!» se dispuso a pensar en ella.
Que no dejen recuerdo. Y, reclinándose, encendió en la lamparilla de plata, cincelada primorosamente, otro habano. -Mira, mira -avisó entonces el parásito oficiosamente- una chiquilla que parece muy mona...
Una mala concordancia, por ejemplo, en pluma que estimo como castiza y correcta, me crispa los nervios. Nunca fumé cigarro con exterioridades de habano y realidades de • hamburgués.
Los fumadores, generalmente, habían almorzado con el dueño de la casa, y una beatitud de buena digestión, de excelentes y bien condimentados manjares, regados por vinos de exquisita calidad y nobleza, completaba el goce más espiritual del habano, y el bienestar de reclinarse en tales sillones -¡oh la superioridad anglosajona!- adaptados al cuerpo como guantes.
Para consuelo tuyo refiere el lance en medio de la Plaza, delante de ti, y mirándote con lástima, exclaman todos: «Es mucho don Paco». Si en el café estás con él, pide el primero, pagas lo que toma y todo le disgusta, incluso el habano que le das.
Y aceptó y encendió un puro que le ofreció don Juan. Perico sonreía de satisfacción cada vez que tiraba una chupada al riquísimo cigarro habano.
Lectura tal es como amena conversación de sobremesa entre camaradas, paladeando á sorbos una taza de exquisito ca- racolillo y siguiendo las caprichosas espirales del hiuno de un riquísimo habano.
En las vagas espirales Fermentan del humo vano De mi habano Visiones tan celestiales, Que una vida larga o corta Poco me importa.
Una vez frito, adquiere una forma cilíndrica con una capa crujiente por fuera que cubre el queso derretido. Tiene la forma de un habano, pero más grueso.