Ejemplos ?
Sea verdad o no, grave autor lo escribe de la relación de un amigo de César, y debiera recelar este escrito, si no por profecía, por amenaza; y porfiar en el desprecio destas cosas, más es de necio que de constante.
Y, al fin, después que la legión bravía con tan segura escolta llegar pudo, pues fue el Silencio y San Miguel su guía, no resistiendo más estarse mudo, alzó la voz ante la hueste impía, de la trompa elevó el sonido agudo. y aquel clamor llegó al cielo sereno y heló la sangre al necio sarraceno.
Pero si conozco que lo he de sufrir perpetuamente, me iré, no por él, sino por que me sería un obstáculo por todo aquello que es el precio de la vida. Frívolo y cobarde es el que muere por que sufre: necio el que vive para sufrir.
Mas doña Luz espantada De tamaña fealdad Dió en resistir sus antojos, Y su vergüenza fue tal, Y tal su arrepentimiento, Que en su profunda humildad Encerróla en una torre Suponiéndola un galan. Mas dejemos noramala Tan necio filosofar Que no nos toca á nosotros Tarea tan principal.
Contra toda razón celebran por gloriosos a los que se dieron muerte por no venir a poder de sus enemigos, sin ver que su pusilanimidad hace en ellos cuanto pudiera hacer la insolencia del contrario. Necio ahorro es el del miedo.
¿«De qué les sirve el estudio »De esa facultad mentida »Si se les huye la vida »Y vence la enfermedad?» ---«¡Pensad en Dios, replicaba Compasivo el religioso, »Buscad señor el reposo »En su incierta eternidad!» (183) Mas el alcalde impaciente Siempre mirando á la puerta Su atencion mostraba incierta Entre el Rey y el confesor Decíale este: «él reparte »Con el justo su corona» »Y él decia «su persona «No tuvo adicto mayor.» «¡Mas me olvida, cuando siento »Presa mi vida en un hilo »Y él solamente tranquilo »Pudiera hacerme morir!» Y asi Ronquillo diciendo Con supersticion impía En el Rey ¡necio!
Mas mirando que le estaba Del hospedaje obligado Y que el español honrado Vivía y con gran poder (146) Pensó que andaria necio En negarla al castellano Que si no era un soberano, Honrara harto á una muger.
Y al fin por mas que los nobles El juicio de Dios divulguen Haciendo favor al rey, Y por mas que él disimule, No queda nadie en Toledo Tan necio, á quien se le oculte (107) Que doña Luz sigue presa Y que se destierra al duque.
---- Amar la vida cuando se sacrifica diariamente para satisfacer la avaricia, el orgullo y la lujuria de los déspotas, es el más necio de los amores.
Vino á ofercerse rendida A su nueva soberana, La nobleza castellana Siempre á sus condes leal; (147) Y cumpliendo el de Tolosa En Santiago su promesa Volvióse á tierra francesa, Siendo el gozo universal. Mas ¡ay del necio que fia En la muger y en el viento Que cambian en un momento De rumbo y de fantasia!
No Argentina, en mi condado No hay objeto que me importe Lo que tu amor regalado; Díme pues ¿quién te ha enojado? ¿Algun chisme de la corte (156) De alguna dama envidiosa O de algun necio me infama?
Por eso en la torrecilla Del gótico alcazar luce La lámpara misteriosa Que pena y desvelo arguye En quien la habita, y por eso El reposo se interrumpe De la noche con los ayes Que necio pavor infunden En los guardias de la torre, Y cuyo son les aturde Mientras en el aire vaga Y en el aire se consume.