realizar

(redireccionado de realizaban)
También se encuentra en: Diccionario.
  • all
  • verbo
  • pronominal

Sinónimos para realizar

hacer

Sinónimos

vender

Sinónimos

tomar cuerpo

Sinónimos

  • tomar cuerpo
  • concretarse
  • materializarse

Sinónimos para realizar

alcanzar

Sinónimos

Ejemplos ?
Así realizaban muchas fiestas durante el año para manifestar su unidad y dar gracias a la naturaleza entera, nuestro-nuestra reverendo-reverenda, madrecita-padrecito: TONANTZIN-NONANTZIN, la tierra llena de cordilleras semejantes a serpientes que la visten para dar nacimiento al verdadero humano: COATLICUE, o un escudo que nos protege con sus alimentos: CHIMALMA, para que vivamos perfeccionándonos a cada instante, aunque en algún momento nuestra energía vital se aleje de nuestros cuerpos para reincorporarse a la energía creadora del TEOTL.
Esto salta a la vista: si dichos pueblos estaban asociados a la unión sin dejar de ser por eso independientes, absolutamente independientes, como lo establece la resolución de Santa Fe que antes se ha transcripto y como con más elocuencia todavía, lo prueban los actos de soberanía que todos y cada uno realizaban, tampoco podría dejar de serlo el Pueblo Oriental, cuando se le reconociera y desde que se le reconociera en calidad de integrante de la unión.
Acusados habían sido nuestros federalistas de propender a la disolución nacional y de hecho la verdad era que la venían cumpliendo porque no tenían otro medio a mano para defender las autonomías de los excesos y usurpaciones del poder central. Al aislarse por ello, los pueblos realizaban – sin quererlo – una desintegración.
El y sus hijos siguieron utilizando la teñida agua del pozo, bebiéndola con la misma indiferencia con que comían sus escasos y mal cocidos alimentos y conque realizaban sus improductivas y monótonas tareas a través de unos días sin objetivo.
Medida coadyuvante de este propósito fue, mientras se realizaban las perspectivas de que se ha hablado antes, elevar fuertemente los aranceles, para reducir las importaciones y lograr que el sacrificio de la Reserva fuera menor.
Todas las operaciones de nacionales se realizaban bajo la mirada escrutadora del Estado, la hoja del árbol no se movía como no se mueve hora sin la voluntad del Ejecutivo.
Acudían asiduamente a la enseñanza de los apóstoles, a la comunión, a la fracción del pan y a las oraciones. El temor se apoderaba de todos, pues los apóstoles realizaban muchos prodigios y señales.
Tratábase nada menos que de la aparición de una fuerte cuadrilla de bandoleros, que no contentos con cometer en despoblado mil y un estropicios, penetraban de noche en la ciudad, realizaban robos y se retiraban tan frescos como quien no quiebra un plato ni cosa que lo valga.
Hasta el mismo Simón creyó y, una vez bautizado, no se apartaba de Felipe; y estaba atónito al ver las señales y grandes milagros que se realizaban.
A esos no se les permitió. A ellos los amenazaron con una serie de daños, de represalias y de castigos si la realizaban. Las autoridades avalaron de tal manera aquellas amenazas que los que pretendían hacer aquellos actos de protesta prefirieron desistir de eso.
Para entrar, pues, hacían todo lo imaginable, sacrificaban todo, servían de todo, se humillaban ante todos, valíanse de medios violentos y vedados, realizaban las más indecorosas intrigas.
Cuando los fiscales sí realizaban investigaciones, alegaban que la contaminación de las escenas de los crímenes, las deficientes técnicas de investigación, así como el cambio constante y la inexperiencia del personal, provocó que los casos políticos y de abusos de derechos humanos fueran pospuestos indefinidamente, o que tuvieron un resultado predeterminado.