soñar

(redireccionado de soñados)
También se encuentra en: Diccionario.
Búsquedas relacionadas con soñados: sonando
  • verbo

Sinónimos para soñar

ensoñar

Sinónimos

fantasear

Sinónimos

Ejemplos ?
I Cuando más nos ocupamos de la interpretación de los sueños, más obligados nos vemos a reconocer que la mayoría de los soñados por sujetos adultos elaboran un material sexual y dan expresión a deseos eróticos.
De la iglesia a la montaña se extendía un camino bordeado de matorrales, que se iban haciendo cada vez más espesos, hasta convertirse en un verdadero bosque al llegar a la cima.» 5. Sueños de castración soñados por sujetos infantiles (1919).
Jung, según la cual los sueños de estímulo dental soñados por mujeres poseen la significación de sueños de nacimiento, y la creencia popular antes citada sobre el sentido del dolor de muelas de las embarazadas, han motivado en mi sueño la oposición del sentido femenino al masculino (pubertad).
Entre estos últimos recogí algunos, soñados más de dos años antes, e intenté su interpretación con objeto de procurarme material para ilustrar mis afirmaciones.
Los resultados de este experimento fueron todos positivos, sin excepción alguna, e incluso me siento inclinado a afirmar que esta interpretación, realizada al cabo de tanto tiempo, tropezó con menos dificultades que la emprendida recién soñados los sueños correspondientes, circunstancia explicable porla desaparición, en el intervalo, de algunas de las resistencias que entonces perturbaron la labor analítica.
Durmiendo un dia acaso en la floresta, Vencido del dolor, Fili, soñaba, Que en el calor ardiente de la siesta A la sombra de un sauce te hablaba; Mas fortuna en mi daño firme y presta Me dió luego á entender, que me engañaba; Y pues mis bienes son bienes soñados, Llorad sin descansar, ojos cansados.
Me descubro contemplando la piel do se acuñó la mía, tan tersa y nítida, como si una aroma de soñados aires la vistiera en nardos que la protegieran.
Yo, a pesar de ser aragonés, he dado por apócrifos y fabulosos los soñados fueros de Sobrarbe, y el origen del llamado Judex medius, cantados y coreados en congresos jurídicos, historias del derecho patrio, y hasta en las tablas de los teatros, probando que son ficciones, las cuales solo datan del atrasado y oscuro siglo XV, y averiguando quiénes fueron sus autores y fautores.
Tiernos instantes que no se han borrado. Bellos minutos que serán soñados y en esos sueños serán revividos. Amorosos momentos recibidos que honda huella en lo interno habéis dejado.
Si hasta los juncos olorosos de verdad, ya se sabe, no duran más que un poco... y estos que yacían a manojos a sus pies, siendo juncos soñados, iban fundiéndose y desapareciendo como si fuesen de nieve...
Como me habían dicho que Dios lo sabía y lo veía todo, mi sueño no podía significar sino que también yo me enteraba de todo, a pesar del gorro con que trataban de impedírmelo.» El examen de los números y los cálculos que aparecen en nuestros sueños nos muestran muy instructivamente el mecanismo de la elaboración onírica y cómo maneja ésta el material con que labora, o sea las ideas latentes. Los números soñados son considerados además por la superstición vulgar como especialmente significativos y prometedores.
Ya hemos demostrado en varios ejemplos que los sueños diferentes, soñados en la misma noche, deben ser considerados siempre en el análisis como una totalidad.