soñar

(redireccionado de soñaron)
También se encuentra en: Diccionario.
  • verbo

Sinónimos para soñar

ensoñar

Sinónimos

fantasear

Sinónimos

Ejemplos ?
Por eso, discúlpenme que yo me enfervorizó un poco cuando hablo, pero la verdad es que lo siento así y creo que tenemos una magnífica oportunidad de esa patria virtuosa que soñaron tantos hombres cuyos nombres fueron hoy aquí invocados, San Martín, Bolívar, Artigas, yo le agrego a Manuel Belgrano, a Mariano Moreno, a la Juana Azurduy, convertida en generala del Ejército Argentino por esta Presidente, a Manuela Sáenz, a tantas mujeres anónimas, a las que acompañaban a los ejércitos libertadores para darles la comida, los víveres y lo que había que darles además a los hombres cuando iban al frente, al combate sin falsos pudores o tonterías.
Por supuesto que, como ustedes saben, ni Cristo ni sus discípulos soñaron en trasmontar los Andes (aunque doctísimos historiadores afirman que el apóstol Tomás o Tomé predicó el Evangelio en América), ni en esos tiempos se conocían el telégrafo, el vapor y la imprenta.
Recibieron ambos educación esmerada y acaso soñaron con vivir un día en la corte, pero los padres, sin cuidarse de sus aspiraciones y sus gustos, los encerraron en aquel pobre lugar, en el que la triste niña no tenía más distracción que pasear a la orilla del Océano, descifrar alguna música o leer un rato; ni el muchacho más aliciente que la caza.
Por soplar en el oído del moribundo el nombre de Jesús, perecen ciento; ciento, por que bese el labio contraído la imagen de Jesús, y por disputar una alma a Satanás, en su hora suprema de asalto, perecieran todas. Me pasmo, ahora, ante un prodigio que no soñaron los genios de la tierra.
No sé si lo habrás visto el día que te fuiste, pero estoy segura que desde algún lado de la historia lo estás viendo y lo están viendo también miles y millones de argentinos que soñaron con un país diferente”.
No como un objetivo declarativo, sino como un instrumento para lograr definitivamente la construcción de una gran nación como soñaron Rosas, San Martín, Belgrano, Moreno, Castelli, Monteagudo, todos los hombres y todas las mujeres que lucharon por esos ideales.
Rezaron sus oraciones, se acostaron, durmiéronse y soñaron que de los zapatitos salían bueyes, caballos, carretas, trompos y mil otros juguetes; y en cuanto amaneció despertaron, se vistieron precipitadamente y corrieron al punto donde aquéllos estaban.
Algunos hasta soñaron con investirlo(invertirlo) de una misión política sustituyendo al sufragio universal tal, como funciona en nuestro país un sistema de voto por corporaciones, cada individuo delante de votar en lo sucesivo por un représentan en lo sucesivo votar por un representante escogido entre sus pares o sus jefes jerárquicos, en su corporación.
Como en política valen los hechos, conviene preguntar ¿qué obra realizaron esos hombres eminentemente prácticos que no se alucinaron, no forjaron utopías ni soñaron?
Aquí, en nuestras entrañas sombrías, duermen cuatro hombres generosos que soñaron conquistar el bienestar de la humanidad por la virtud de este solo hecho: cruzarse de brazos en la huelga general.
El ángel del futuro tendió sus blancas alas, rasgándose la bruma con súbito fragor; los pueblos, admirados al desplegar sus galas, soñaron un destino de gloria y esplendor.
El resultado es que nuestros más grandes hombres y mujeres ejercen hoy un imperio altruista, más absoluto que lo que sus zares soñaron, y de una extensión que haría que las conquistas de Alejandro pareciesen provinciales.