vilipendiar


También se encuentra en: Diccionario.
Búsquedas relacionadas con vilipendiar: vilipendio
  • all
  • verbo

Sinónimos para vilipendiar

Sinónimos para vilipendiar

Ejemplos ?
Ahora, tras la muerte de su padre, se dedica a vilipendiar desde Argelia a la nueva Libia y al Consejo Nacional de Transición mediante mensajes de audio, instigando a yihadistas y gadafistas a alzarse en armas contra el nuevo gobierno y luchar por el despuesto régimen.
Esta caricatura grotesca fue la manera en la que Kendall buscó vilipendiar a Armijo pues consideró que el gobernador lo había tratado injustamente en 1841 en la captura de la desastrosa expedición de Texas Santa Fe." De acuerdo con George Wilkins Kendall, Armijo se volvió rico debido a que trabajó para un criador de ovejas al cuál le robada las ovejas para luego venderlas, algunas veces incluso a su propio jefe; pero Kendal estaba escribiendo mientras fue prisionero de Armijo en 1841 por lo que su caracterización biográfica de Armijo es injuriosa.
Su objetivo era vilipendiar la decadencia del liderazgo britano.) Continuó la emigración indiscriminada de los anglos y pueblos germánicos emparentados.
Eolo, tras vilipendiar a Odiseo, quiso castigarla, pero Diores, hermano de ella que la amaba, la tomó por esposa y se aplacó la ira del padre.
Tras la Reforma Liberal de 1871, los ideólogos e historiadores oficiales del partido liberal se dedicaron a vilipendiar al régimen de Carrera, a quien acusaron de tirano salvaje y anafabeto y opuesto a cualquier desarrollo para Guatemala, sin mencionar en absoluto el apoyo que tuvo para con los indígenas y campesinos mestizos..
A raíz de la muerte emboscada de un oficial de policía de Texas, quien fue asesinado a tiros, mientras que llenar en una gasolinera, Cruz dijo que la policía está "sintiendo el asalto del presidente, de arriba para abajo, como vemos - ya sea en Ferguson o Baltimore, la respuesta de los altos funcionarios, el presidente o el secretario de Justicia, es para vilipendiar a las fuerzas del orden.
Según algunos estudiosos de la Patrística, la oposición a cualquier punto de vista particular a finales del siglo IV se expresó convencionalmente a través de la utilización de la forma retórica conocida como psogos, cuyas convenciones literarias consistían en vilipendiar a los opositores de manera inflexible, por lo que calificar a Juan Crisóstomo como un «antisemita» es anacrónico, e incongruente con el contexto y registro histórico.
Fue un esfuerzo del duque Federico de Montefeltro de Urbino para vilipendiar a los judíos, al tiempo que toleraba algo de la actividad judía.