acceder

(redireccionado de accedí)
También se encuentra en: Diccionario.
  • all
  • verbo

Sinónimos para acceder

permitir

convenir

Sinónimos

Antónimos

Sinónimos para acceder

Ejemplos ?
En efecto, así porque me hallaba en cama con las costillas maltratadas, como porque con ese dinero podía auxiliarme para la curación, alimentos, médico y medicinas, accedí á firmar dicho escrito.
E., á quien me ordenaron informase de esta determinacíon; yo accedí á ella con esta calidad, y pasé con una porcíon de vecinos de aquel pueblo, y D.
En una entrevista por Ed Gorman en 1984, MacDonald recordó: "A finales de 1949, escribí una novela corta de pasta dura. Mi agente, Joe Shaw, me pidió expandirla. Me resistí, pero accedí. Odio arruinar las cosas.
A instancias de él accedí de buena gana a reescribir los movimientos sinfónicos que compuse y logré acabarlos con la ayuda de sus consejos e improvisaciones».
Posteriormente, Discépolo señaló que «... accedí a lo que me pedía Libertad, asegurándome que solo era para un pasaje de la película.
-dijo el despensero, con una expresión que parecía indicar la impaciencia de ensayar inmediatamente su urbanidad. Pensando que podía redundar en beneficio del amanuense, accedí, y preguntándole su nombre, me fui a buscar a Bartleby.
Cuando hoy recorría solo mi camino, a la hora en que el sol se pone, me encontré con una viejecilla, la cual habló así a mi alma: »Muchas cosas nos ha hablado Zaratustra también a nosotras las mujeres, pero nunca nos ha hablado sobre la mujer.« Y yo le repliqué: »Sobre la mujer se debe decir tan sólo a varones.« »Háblame a mí también de la mujer«, dijo ella; »soy bastante vieja para enseguida volver a olvidarlo.« Y yo accedí al ruego de la viejecilla y le hablé así Una paráfrasis y ampliación de las ideas sobre la mujer expuestas aquí por Zaratustra pueden verse en Ecce homo .
Cuando pasaba por ese caserón abandonado que se encuentra frente a la vieja estación central del ferrocarril, una hermosa mujer que se veía de parto me pidió ayuda para llevarla al hospital, a lo cual yo accedí.
Y así diciendo, abrió ella misma la portezuela y me miró con infinita ternura. »Yo accedí, creyendo no excederme en ello. Cualquiera en mi caso hubiera hecho lo mismo.
Yo, esa información no la presenté, porque accedí ayer, sí presenté la del bebé, muerto por carbonización también en esas fechas.
Tu tutor, que se había quedado conmigo, me dijo que a su juicio eras a veces totalmente irresponsable de tus palabras y tus actos, y que la mayoría, si no todos, de los de Magdalena eran de la misma opinión. Yo accedí a recibirte, y por supuesto te perdoné.
Ambas me escribieron entonces rogándome que fuese a verlas por algunos días, ya que estaban más cerca de Bogotá. Accedí a ese deseo y fui a pasar una semana con ellas.
"Vamos abajo, entremos en casa; quiero presentarle a mi mujer y a mi hija." Sus palabras me recordaron las voces femeninas que había oído hablar en voz baja a mi alrededor mientras volvía a la vida consciente; y, con mucha curiosidad por conocer como eran las señoras del año 2000, accedí con presteza a la proposición.
De hace poco veinte –pues tantos la balsa aquella llevaba– quedaba solo yo: pávido y helado, temblándome el cuerpo, y apenas en mí, me afirma el dios, “Sacude”, diciendo, “de tu corazón el miedo y Día alcanza.” Arribado a ella 690 accedí a sus sacrificios y los báqueos sacrificios frecuento.” “Hemos prestado a tus largos”, Penteo, “rodeos oídos” dice, “para que mi ira con la demora fuerzas soltar pudiera.