afeitar

(redireccionado de afeites)
También se encuentra en: Diccionario.
  • all
  • verbo

Sinónimos para afeitar

rasurar

Sinónimos para afeitar

raer

Sinónimos

Ejemplos ?
Parecía tener más de setenta años: la cutis ajada por los afeites, y acaso también por los sufrimientos, estaba arrugada y amarillenta: los ojos, tan brillantes en la juventud, ahora turbios y enrojecidos; el cuerpo agobiado y el andar lento y trabajoso, indicaban que las penas de una larga enfermedad la habían envejecido aún más que el trascurso de los años.
Según se nos explicó, se trataba del servicio de tocador (toilette) de las damas etruscas, y las tacitas estaban destinadas a contener los afeites y los polvos.
Un poco más tarde, cuando la señora Margarita acercó, tirando de un cordón, el tocador de su cama (allí los muebles flotaban sobre gomas infladas, como las que los niños llevan a las playas), volcó una botella de aguardiente sobre un calentador que usaba para unos afeites y se incendió el tocador.
¿Es allí menos blanda por ventura de amor la llama, que templó el recato? ¿O menos aficiona la hermosura que de extranjero ornato y afeites impostores no se cura?
No pierdan jamás de vista los actores que todo lo que es cubrirse con calvas, caretas u otros afeites la frente, donde se presentan los afectos del ánimo, o cualquier punto del rostro, impidiendo su juego a los músculos, es imprimir a su cara la frialdad del mármol, la inmovilidad de una estatua y toda la fealdad de la mentira y de la afectación; y es dar, sobre todo, al espectador la clave del artificio con que se trata de conducirle a la ilusión.
La ancianidad no es cosa que se oculte; pero, sin duda, hay personas que la disimulan, no con afeites ni retoques, sino por benignidad especial de la naturaleza, hasta muy tarde.
Adoro la hermosura, y en la moderna estética corté las viejas rosas del huerto de Ronsard; mas no amo los afeites de la actual cosmética ni soy un ave de esas del nuevo gay-trinar.
12 Y como llegaba el tiempo de cada una de las mozas para venir al rey Assuero, al cabo de haber estado ya doce meses conforme á la ley acerca de las mujeres (porque así se cumplía el tiempo de sus atavíos, esto es, seis meses con óleo de mirra, y seis meses con cosas aromáticas y afeites de mujeres), 13 Entonces la moza venía así al rey: todo lo que ella decía se le daba, para venir con ello de la casa de las mujeres hasta la casa del rey.
Recapacitándolo con madurez, la buena prosa se reduce a conversación de jentes cultas. En ella no hai afeites, remilgamientos ni altisonancias: todo fluye i se desliza con llaneza, desenfado i soltura.
¡Si da gusto el sentarse en estas butacas y oler todos esos jaboncillos y afeites, y recibir el calorcillo de esa chimenea, y gastar camisa y pantalón y chaleco y gabán y todo tan fino!...
Nunca manchaste tu semblante con afeites de prostitutas; jamás gustaste de esos vestidos hechos de manera que todo lo dejen a la vista.
No obstante, Zayas se esfuerza por un lado en advertir a las mujeres que son víctimas de los engaños de los hombres y por otro, a través de otra de las narradoras de sus novelas, Zayas afirma respecto a los afeites de las mujeres que: En opinión de Rosa Navarro Durán, la hermosa Filis, narradora del "Desengaño cuarto", encarna la voz apasionada de María de Zayas cuando dice: Rosangela Schardong, citando a De Lara, afirma que Zayas es la primera feminista teorizante que conscientemente comenta la situación del sexo femenino en España.
Utiliza para penetrar en las casas el artificio de vender afeites, hierbas, ovillos y adornos para las mozas; como alcahueta considera estar haciendo un oficio útil y como tal tiene su orgullo profesional.
Poema de Pero Garcia d'Ambroa (1203?-Mediados del XIII) Pero d'Armea, cuando compusisteis para que fuera hermoso, vuestro culo y le pusisteis arrebol y afeites para que en hermosura venciese a una doncella y le añadisteis sobrecejas, todo se echó a perder por no ponerle unas narices.
Desde la antigüedad era común el uso de afeites, pomadas, bálsamos y ungüentos para la belleza corporal, y en la Biblia hay varias referencias al maquillaje femenino, en pasajes sobre Jezabel, Ester, Judit, Rut, etc.
Sobre él dice el poeta Jotamario Arbeláez: "Este libro da el adiós a esa imagen que pasaba como la verdadera cara de la poesía, llena de afeites, constelada de plumas de cacatúa.
El nombre de Cedrillas puede proceder de la resina extraída de unos árboles llamados localmente cedros, y que probablemente sean o bien enebros de la miera (juniperus oxycedrus), o bien sabinas blancas (juniperus thurifera). De ellos se extraía la resina aromática usada para la elaboracióde de perfumes y afeites.