Ejemplos ?
Sobre el que aspira a saber lo superfluo, no sabiendo lo necesario Digna es de befa y risa la manía del que contar presumo las estrellas, no sabiendo contar en su ignorancia ni los ñudos y tantos de sus cuentas.
El pobre hombre lleno de miedo les halagaba su amor propio temeroso de que hicieran con él lo que habían hecho con sus paisanos. Era el desgraciado la befa de los guardianes.
-dije enviándole una mirada de basilisco- ¡pues ahora lo veredes, bella condesa! ¡Ah! ¿queréis hacerme la befa de esos remilgados? pues yo haré que seáis vos de quien se burlen.
Porque matar, atormentar, se llama así, atormentar y matar, y se acabó; pero cómo se llama el escarnio, la befa más inconcebible, el reto a Dios, que consiste en lo siguiente: elegir para dar tal género de muerte a ese hombre que la gente apodaba Cristo..., elegir..., ¿qué día del año piensa usted?
que sancionaron el artículo 22 del título 2° de la Constitución de la monarquía española se olvidaron enteramente de que la España estuvo dominada y habitada muchos siglos por los africanos, ¿y aquellos eran mejores que nosotros?, dejo a la más sana crítica la resulta de ésta medida: ¿de qué nos sirve quede abierta la puerta de la virtud y del merecimiento para lo futuro si en las elecciones del mes de agosto de este año quedamos unos meros ceros y echos la mofa y la befa de los demás ciudadanos?
Fue Juárez quien dijo: 'Yo puedo condonar las ofensas personales que se me hagan; pero no está en mi arbitrio permitir que se ultraje impunemente la dignidad del Gobierno, y que sea el escarnio y la befa de los malvados.' Con los naturales, transitorios desajustes, a veces dolorosos y cruentos, hemos vivido una etapa más de nuestra historia en plena paz social, manteniendo el orden para que sean posibles las libertades y manteniendo las libertades para que el orden sea un bien y no un mal.
Presentóse el noble mozo Con impávida insolencia Al Tribunal, despachando Sus negocios con franqueza; Y sus vuelillos de encaje, Y sus hebillas con perlas, Y sus pajes ataviados Con magníficas libreas, Apagaron los murmullos E hicieron al fin domésticas Las voluntades agrestes De la turba descontenta. Tornóse el ceño en sonrisa, En cortesía la befa, En rendimiento el desdén Y la repulsa en ofertas.
¿Habéis, pues, creído, hipócritas sorprendidos, Que se hace befa del amo, y que con él se trampea, Y que es natural recibir dos premios, Ir al Cielo y ser rico?
III - El caballero Sin templar las flojas bridas, ni dar descanso a la espuela, el ilustre don Alonso a do están los tercios llega; dando al desprecio las burlas, sordo haciéndose a la befa de licenciosos soldados y de desatadas lenguas, ante el marqués de Pescara, que siente tal ocurrencia, y que está suspenso y grave, pone fin a la carrera.
Tu osamenta tiene atractivos Y gracias particulares; Yo encuentro extrañas especias En la cavidad de tus dos saleros; ¡Tu osamenta tiene atractivos! ¡Befa de amantes ridículos Del melón y de la calabaza!
Volviéronle, pues, el rostro, y uno, o compasivo asaz o no alcanzando en qué uso aquel madero ocupar, díjole con befa estúpida: —¡Vaya, buen hombre, tomad!— Y el busto de su Madona le echó a los pies al cerrar.
con arrogante boca, bien como a gente bárbara o inculta, nos befa el extranjero y nos insulta; y los Peruanos defender no pueden en ajenas orillas a su patria afrentada, y sus mejillas, (Pues fuerza es siempre que verdad tan clara sus amorosos argumentos venza,) se tiñen del color de la vergüenza; y así de nuestras armas la divisa que a mísera, discorde, débil gente Feliz y firme por la unión declara es un sarcasmo que provoca a risa...