desconfiar

(redireccionado de desconfiados)
También se encuentra en: Diccionario.
  • all
  • verbo
  • pronominal

Sinónimos para desconfiar

recelar

Sinónimos

Antónimos

acautelarse

Sinónimos

Antónimos

  • confiarse
Ejemplos ?
En la elección de los tipos puestos en escena ha sido usted igualmente feliz, retratando esos caracteres agrestes, valientes y desconfiados a la vez; con una propiedad que revela la seguridad con que usted ha penetrado en ese escabroso terreno.
Ya veis que hacía progresos en su corazón. -»Pocos hombres he conocido tan desconfiados como tú... -añadió luego aquella incomparable criatura.
Los caballeros corrían en busca de provisiones de cortijo en cortijo, acercándose a todos los que veían próximos a la carretera; pero no pudieron conseguir ni un pedazo de pan, absolutamente nada, porque los campesinos, desconfiados y ladinos, ocultaban sus provisiones, temeroso de que al pasar el ejército francés, falto de víveres, cogiera cuanto encontrara.
Es una historia ya larga – ¿y no parece, sin embargo, que apenas acaba de empezar? ¿Puede extrañar el que nosotros acabemos haciéndonos desconfiados, perdiendo la paciencia y dándonos la vuelta impacientes?
"Pero gradualmente, a medida que la propaganda revolucionaria difundía el conocimiento de las bases claras e incuestionables sobre la cuales se asentaba este gran seguro, y a medida que las crecientes mayorías del partido revolucionario convencieron a los más desconfiados, de que la hora de su triunfo estaba al alcance de la mano, la esperanza de la multitud creció en confianza, y la confianza se inflamó en un irresistible entusiasmo.
Después, puesto que la experiencia del pasado les habrá vuelto recelosos y desconfiados, puesto que temerán que el director nombrado por ellos se quede con la producción para su propio beneficio, y simplemente reconstituya, de manera abierta o cerrada, el viejo monopolio para su beneficio particular, elegirán delegados, representantes encargados de aprobar los fondos necesarios para los costes de la producción, de vigilar el empleo que de ellos se hace, y de controlar que la sal producida sea repartida por igual entre todos los que tienen derecho.
Otros, por el contrario, hacían a un lado tales hipótesis y concluían al decir que, hasta ahora, siglo ciento uno, después de los urbanianos, no había habido potencia capaz de resistir el intelecto de los neohumanos y que Alvocación, en ningún momento iba a ser la excepción por más dificul-tades que muchos desconfiados pusieran en primer lugar.
Y múltiples suposiciones extendieron sus enre-dadas sospechas, pero ninguna aclaraba las dudas, hasta que el propio Fernando, sin cam-bio alguno de su físico, arrogante y joven como en sus principios, descendió de la nave y como resplandeciente de sabiduría, dejó boquiabiertos a los más portentosos sabios y científicos de Camoinco, al relatarles con base en ecuacio-nes, a cual más difíciles, los resultados de sus experiencias, descubrimientos e investigaciones de su viaje astral. Y hasta los más desconfiados tuvieron que ce-der frente a la avasalladora inteligencia de Fer-nando.
Sin embargo, Antonio de Mendoza propuso la fundación de la nueva villa, sus acompañantes temerosos y desconfiados por las experiencias vividas dieron gritos de protesta, hasta que Cristóbal de Oñate sacó su cuchillo y lo clavó en el tronco de un árbol que tenía frente a él (a espaldas del lugar que actualmente ocupa el Teatro Degollado, en el centro de la ciudad) y declaró fundada la ciudad de Guadalajara, en nombre del rey.
No obstante, Ultimate X-Men ignora casi por completo elementos místicos o sobrenaturales como recursos argumentales. Los X-Men no tienen identidades secretas, siendo desconfiados y perseguidos.
Academia del Conde de Saldaña Academia del Alcázar Academia de los Desconfiados Academia de Fuensalida Academia del Parnaso Academia Valentina Academia del Mirto Real Academia Sevillana de Buenas Letras Academia de Buenas Letras de Barcelona Academia Imitatoria Academia de Granada.
Es la primera generación que estudió usando herramientas informáticas, pero fueron la última en usar las tradicionales por lo cual tienen habilidades apreciables para hacer uso de la computadora e internet pero a diferencia de las generaciones posteriores (que prácticamente no leyeron libros) suelen tener el hábito de la investigación por lo cual no creen fácilmente todo lo que encuentran en la red, esto los ha marcado como la generación de los «escépticos» o «desconfiados», ya que además hablando de las novedosas formas de socializar, usan la tecnología, pero prefieren marcadamente los amigos reales a las amistades «virtuales».