enmudecer


También se encuentra en: Diccionario.
  • all
  • verbo

Sinónimos para enmudecer

acallar

callar

Sinónimos

Sinónimos para enmudecer

silenciar

Sinónimos

Ejemplos ?
Enojóse Calabrés, revolvió sus conjuros, quísole enmudecer, y al echarle agua bendita a cuestas comenzó a huir y a dar voces, diciendo: -Clérigo, cata que no hace estos sentimientos el alguacil por la parte de bendita, sino por ser agua.
Subidla luego al resplandor del trono; Y a su aire augusto, a su ademan divino, Veréis la tierra enmudecer, postradas Ante ella las naciones, Y en aplausos sin fin y adoraciones Sus destinos cifrar en su destino.
¡Ay, Amarili!, a cuánto se dispuso el afecto enternecido, mas si el afecto ha sido dueño de tanto efecto, enmudezca el dolor, hable el afecto; si pudo enmudecer o si hablar pudo retórico dolor y afecto mudo.
Yo del himeneo Las glorias cantar quisiera, Mas me pierdo en esa esfera Y es preciso enmudecer: Diré sólo que Matilde Concurrió al festín de amores, Que hubo cantos, vinos, flores, Fuegos, zambras y placer.
Y ahora me miran y se ríen: y mientras ríen, continúan odiándome. Hay hielo en su reír.« = Pero entonces ocurrió algo que hizo enmudecer todas las bocas y quedar fijos todos los ojos.
Quiso replicar el rapaz, pero la dama hizo tan imperioso gesto de desagrado y despedida, y fulminó contra él tan terrible mirada de sus negros ojos, que le hizo enmudecer y que le arrojó de la estancia como si lo hiciera a materiales empellones.
Este enarcó las pobladísimas cejas, colocó las piernas en ángulo, sacó de debajo del rojo ceñidor la enorme petaca y -¿Y qué es lo que tú tiées que platicarme a mí? -preguntó al muchacho con acento desabrido, y mirándole como si pretendiera hacerle enmudecer con su mirada.
La mujer no era en la edad media la Mesalina, era la dama del caballero, pero la dama cautiva, el ídolo encadenado en su propio altar y destinado a enmudecer y a aletargarse con el humo de un incienso embriagador.
A los despreciadores del cuerpo quiero decirles mi palabra. No deben aprender ni enseñar otras doctrinas, sino tan sólo decir adiós a su propio cuerpo – y así enmudecer.
Necochea y Miller enviaron algunas mitades en direcciones diversas, sin más encargo que el de hacer enmudecer ese maldecido clarín.
Recordé entonces que me hallaba en ayunas. Las emociones tumultuosas del día habían hecho enmudecer la voz siempre tan exigente del estómago infantil.
Las Cámaras se compusieron de mayorías reglamentadas y disciplinadas; así, cuando una minoría independiente y proba quiso levantar la voz, esa minoría fue segregada por un golpe de autoridad o tuvo que enmudecer entre la algazara y los insultos de una mayoría impudente y mercenaria.