espacial

(redireccionado de espaciales)
También se encuentra en: Diccionario.
  • adjetivo

Sinónimos para espacial

Ejemplos ?
Y esto debía ser cuanto antes. De inmediato se pusieron a trabajar en la cons-trucción de naves espaciales que resistieran tan largo viaje.
A fin de contribuir a la cooperación internacional en la exploración y la utilización del espacio ultraterrestre, incluso la Luna y otros cuerpos celestes, conforme a los objetivos del presente Tratado, los Estados Partes en él examinarán, en condiciones de igualdad, las solicitudes formuladas por otros Estados Partes en el Tratado para que se les brinde la oportunidad a fin de observar el vuelo de los objetos espaciales lanzados por dichos Estados.
Todas las estaciones, instalaciones, equipo y vehículos espaciales situados en la Luna y otros cuerpos celestes serán accesibles a los representantes de otros Estados Parte en el presente Tratado, sobre la base de reciprocidad.
¡La hormiga traerá pedacitos de pan al elefante encadenado a su brutal delicadeza; volverán los niños abortados a nacer perfectos, espaciales y trabajarán todos los hombres, engendrarán todos los hombres, comprenderán todos los hombres!
TERCERA FOCALIZACIÓN: -Atender a lo espacial -Se diferencian elementos que tienen un componente espacial para el uso de conceptos espaciales adecuados: encima, sobre, fondo...
¡Cómo es posible que en este siglo de la imprenta perfeccionada, de la imagen fija y en movimiento, de los discos, de la radio, de la televisión, de las grabadoras de imágenes y voces, de la máquina de escribir, de las computadoras, de la abundante información, de la fotografía, del cinematógrafo, del teléfono, del tren, del automóvil, del avión, de los trasatlánticos, de los satélites artificiales, de la energía atómica, de los viajes espaciales, exista una escuela que carece de la actividad que palpita en nuestra época!
4.3 Radiolocalización. 4.4 Servicios por satélite, tales como de investigación espacial, de operaciones espaciales y otros. 4.5 Servicios no contemplados en apartados anteriores.
Esta es la Argentina que nosotros tenemos que mostrar todos los días, estos chiquitos con sus netbooks y con todos los aparatos enseñándoles lo que son las actividades espaciales para formar nuevos científicos, que necesitamos además que nuestros chicos dejen de estudiar tanta abogacía -y se los dice una abogada- y contadores que tenemos para hacer dulce.
guerrilleros comburentes tripulantes espaciales vestidos de cosmámbulos que miran los futuros planetarios sin cuadrículas ni torres...
qué cruel cursilería, dicen los sabios del control televisivo, pero me alivia de leyes cretinas y acaso estos mis vómitos que por hoy sólo me cuestan la vida, mañana o cualquier día hasta muy caros se vendan cuando algunos ratoneros de espaciales bibliotecas escarben las antiguallas de estos siglos primitivos y descubran que en mis letras había vergas precursoras del avance en mi planeta...
Cupidos de los aires altaneros doblegaremos su vaivén hipócrita hasta hacerlos amar la sangre roja que transforma y avivada la flama calpulista, sembradas las chinampas espaciales, comunales, existencia verdadera, floresta de pirámides solares, caracoles en celo, movimiento incesante de naceres siderales, juntos y cercanos –Tloke Nauake– cruzados tras la cuna igualitaria, venceremos.
En cambio, otra de las prerrogativas de la vida onírica que con mayor frecuencia ensalzan los autores antiguos -su facultad de franquear libremente las distancias temporales y espaciales- es, como ya observa Hildebrant, por completo ilusoria.