espasmo


También se encuentra en: Diccionario.
  • all
  • sustantivo

Sinónimos para espasmo

pasmo

Sinónimos para espasmo

Ejemplos ?
No sé cuántos días permanecí de este modo; pero al volverme en un furioso espasmo vi al padre Serapion, de pie en la habitación, observándome atentamente.
Según se ha dicho profundamente, iguala a los adversarios. Entrega la fuerza, la salud y el equilibrio al espasmo histérico de un enclenque.
Eso que gritan amor se nos viene gota a gota por cada glándula rota en sus hormonas de ardor y en el espasmo que brota con su frenesí que agota, nos sucumbe en su furor.
Era en invierno; llovía tenaz y pausadamente, y los canalones, que servían de desaguadero, hacían un ruido ahogado y vehemente, como de sollozos interrumpidos por un espasmo de dolor.
Lo que digo lo hago. Por un momento no pudo reprimir su rabia; pero fue sólo un instante, un espasmo que terminó en una sonrisa. -Vaya usted a ocultarse, si no a su antigua casa, a otra parte; ocúltese lo más lejos posible.
Conveníamos los inteligentes en que el papel de Rossina constituía el triunfo de la Duchesini. Cuando se presentó la diva en escena, fue aquello un espasmo, un delirio, un desbordamiento.
Ya sus nervios se estremecían y su crisis de espasmo se apoderaba de todo su cuerpo, pero se contuvo, rechazó los tentadores objetos que estaban a punto de triunfar sobre sus sentidos y, sabiendo que había aún trabajo por hacer, se reservó por lo menos hasta el final de la jornada.
Sus instantes de crisis están precedidos por una especie de espasmo que lo lanza a una cólera lúbrica peligrosa para aquellos o aquellas que sirven a sus pasiones.
Como delatando que la mayor relajación en aquella abrasada conjunción del principio habría sido al fin la del turco sañudo, tan hirsuto que presuponía como nada el espasmo liquefacto, sufriente, agónico, junto a la candente criolla, entera, morenaza, empantanada en su barro humano,--con un significado enrostrador semejante, la psicología de las siete jóvenes insólitas estaba comprometida con una inclinación gravitacional absoluta a todas las inducciones de la influencia paterna de esta influencia que en la naturaleza distraída de ellas, vaporizaba como un influjo ondeado de una especial imantación rácica, de que estaba recubierto todo él.
¡Ve, me gritaban los glóbulos de la sangre, encendida por el deseo; los nervios tendidos por la continencia de tres meses, los músculos vigorizados por la castidad, ve, sacia tu sed en ese puro vaso de nácar que quiere sentir tus labios, bésalos, sáciate, hártate, agoniza de voluptuosidad en sus brazos en un espasmo de interminables vibraciones!...
Rompí febril mi represión inútil, amordazada en su prisión de absurdo porque al espasmo de otra fe inconsútil rompí el diván que soportaba burdo y despojada mi abstinencia fútil, enloquecido hoy en su voz, me aturdo.
Orgías celestes pulsarán las arpas; harpías del llanto cantarán insomnios y las columnas de funéreos músculos dormitarán de su fulero espasmo.