hincar


También se encuentra en: Diccionario.
Búsquedas relacionadas con hincar: hincarse
  • verbo

Sinónimos para hincar

clavar

Ejemplos ?
Cuando el conde aquesto vido, queriéndola consolar, con gesto muy amoroso la comenzó de hablar: -No desmayedes, condesa, mi bien, queráis esforzar, que aquí está una fresca fuente do el agua muy fría está reposaremos, condesa, y podremos refrescar. La condesa que esto oyera algo el paso fue a alargar, y en llegando a la fuente las rodillas fue a hincar.
¡Gracias a Dios! Y la monarquía, para hincar su último diente, sólo espera ver caer la última uña de la dictadura. Yo me propongo arrancarles a estas señoras la uña y la raíz.
Páramos que son campos de batalla, donde celebran su fiesta de victoria salvaje las feroces aves de rapiña, al hincar las férreas arpas en las crías tiernas, aún húmedas y sangrantes, del ganado vacuno, lanar y cabrío, única industria que constituye para estas poblaciones un halago y un principio de economía.
Forma es fondo; y el fausto seduce si no agranda y tampoco reduce. Que un estilo no huelgue ni falte, ¡por hincar en un yerro un esmalte!
Besó las manos a la reina, estimando en mucho la merced que le hacía, y luego se fue a hincar de rodillas ante Isabela, y queriéndola hablar, no pudo porque se le puso un nudo en la garganta que le ató la lengua y las lágrimas acudieron a los ojos, y él acudió a disimularlas lo más que le fue posible; pero con todo esto, no se pudieron encubrir a los ojos de la reina, pues dijo: —No os afrentéis, Ricaredo, de llorar, ni os tengáis en menos por haber dado en este trance tan tiernas muestras de vuestro corazón, que una cosa es pelear con los enemigos y otra despedirse de quien bien se quiere.
Hace hincar en la cima de un collado una corpulenta encina, limpia de todas sus ramas, y suspende de ella las brillantes armas, despojos del capitán Mecencio, trofeo consagrado a ti ¡Oh gran dios de la guerra!
¿Qué menos material que la oración y el éxtasis? Pues bien: el místico cede al esfuerzo de hincar las rodillas y poner los brazos en cruz.
La construcción de las viviendas peculiares requería mucha fuerza, persistencia y precisión de los trabajadores, quienes hubieron de hincar a mano más de 200 pilas de 6 metros de lago.
Entre los zapallos que se consumen maduros, se pueden encontrar los modificadores: " zapallos de guarda " " zapallos del año ", que son los que poseen fruto con cáscara lo suficientemente madura como para que sean aptos para almacenarse durante meses (entre 2 meses y un poco más de 1 año, según la variedad), la cáscara no se hunde ni se lastima al intentar hincar la uña...
La construcción del Banco de América comenzó a inicios de 1968 en la esquina noreste de la intersección de la Avenida Roosevelt y la 4.ª Calle Suroeste haciendo un enorme hoyo allí, hincar los pilotes los cuales llegan al subsuelo.
Stannis Baratheon destruyó la Flota de Hierro y el propio rey Robert junto a Lord Eddard Stark tomaron la isla de Pyke y obligaron a Lord Balon a hincar la rodilla ante el Trono de Hierro.
Los tiradores griegos acostumbraban a hincar en tierra una rodilla, tal y como lo atestiguan los monumentos que conocemos, y entre ellos el frontón del templo de Afea de Egina.