legionense


También se encuentra en: Diccionario.
  • all
  • sustantivo

Sinónimos para legionense

leonés

Sinónimos

Sinónimos para legionense

leonés

Sinónimos

Ejemplos ?
ISSN: 0210-0398. 1998, Revista Studium Legionense, Nº 189, págs. 189-244, Título: La teología leonesa en la primera mitad del siglo XIII, ISSN: 0210-8321.
En España existieron los títulos de condes en tiempo de los godos y en los primeros siglos de la monarquía legionense fueron títulos de oficio y no de honor como actualmente.
Debemos reseñar en este punto que en Villacedré hay un amplio cerro con el nombre de “El Jano” que se extiende desde Oteruelo, se intuye que en época del asentamiento de los romanos en León se levantara aquí algún edificio consagrado a este dios, porque desde esta preemiencia se contempla la ciudad legionense acostada a sus pies.
Ordoño II (imperator legionense), Ramiro II (magnus basileus), Ramiro III, Alfonso V, Bermudo III y quizá Sancho III el Mayor de Navarra tras heredar León y Castilla (aunque este título solo se documenta en una moneda de ejemplar único, hoy comúnmente atribuida al reinado de Alfonso VII de León), Armando Besga Marroquín, Historia 16, año XXVII, n.º 327, julio de 2003.
Pocos años después el adjudicatario las trasfería en permuta al prelado legionense don Diego.(2) Aquí nació el Señorío de las Arrimadas que ostenta el obispo de León que además administraba el patrimonio de unas dieciséis propiedades adscritas a la parroquia de Santa Marina y al Santuario de Nª Sra.
Su reinado supuso el tránsito tácito y tranquilo del Regnum Asturorum al Regnum Legionense, con la sede regia ya establecida definitivamente en la ciudad de León.
La campaña fue tan exitosa, que, tan pronto como llegó a León, el monarca quiso mostrar su gratitud a la Madre de Dios, erigiendo en su obsequio un nuevo templo catedralicio en sustitución del entonces existente, un modesto edificio situado extramuros y consagrado a San Pedro Apóstol. A tal efecto donó su propio palacio, engrandeciendo asimismo con donaciones de tierras la diócesis legionense.
Junto con la Crónica najerense, la Crónica legionense (anteriormente llamada silense) y la Historia compostelana, es una de las obras más importantes para el conocimiento de la historia de la Alta Edad Media hispana.
Esta tesis, comúnmente aceptada, se refuerza con el todavía válido gentilicio legionense para referirse a los habitantes de la ciudad.
En documentos de sus sucesores, García I en el 911 y Ordoño II en el 915, vuelve a aparecer mencionada Dueñas, donde se hace referencia ya a la existencia de un castillo y un monasterio y donde aparece con el nombre de Domnas o Donans, siendo este término latino el que ha acabado derivando en el actual topónimo del pueblo: “cuius basilica fundata est in suburbio Legionense iusta castellum vocitatum Donans inter duo flumina Pisorica et Carrion” y “in cuius honore fundatum est monasterium in locum qui vocatur Castrium, quod dicitur Donans iuxta flumen Pisorice”.
Esta tesis, comúnmente aceptada, se refuerza con el todavía válido gentilicio "legionense" para referirse a los habitantes de la ciudad.
El rey Alfonso III de Asturias inició la idea imperial en el siglo IX, siendo llamado magnus imperator o imperator noster; y sus descendientes adoptan el título de emperador: Ordoño II (imperator legionense), Ramiro II (magnus basileus), entre otros.
Alfonso VI recuperó el trono de León y sucedió a su hermano en el de Castilla, anexionándolo junto a Galicia y volviendo a conseguir la unión del reino legionense que había desgajado su padre Fernando a su muerte.