mandar

(redireccionado de mandaste)
También se encuentra en: Diccionario.
  • all
  • verbo

Sinónimos para mandar

Sinónimos para mandar

encargar

Sinónimos

Ejemplos ?
-exclamó Bolívar, saliendo del salón más que de prisa. — La culpa es tuya y no mía. ¿Por qué me mandaste romper la consigna? Yo no sé mentir y largué lo que pensaba.
Así que te hube anunciado tan firme resolución, mandaste que me recogiera en casa; pero, ¡ay!, los pies vacilantes me llevaban a las puertas de aquella enemiga, en cuyos umbrales se desplomó cien veces mi cuerpo quebrantado.
Y si no, vedla cómo se le sube a las barbas a su señor padre don Fernando I en su lecho de muerte: «Morir os queredes, padre, Sant Miguel os haya el alma: Mandaste las vuestras tierras A quien bien se os antojara: A mí, porque soy mujer, Dejáisme desheredada.
-Del departamento -respondió el Tuerto. -¡Del departamento! ¿Pues no mandaste carta de allá, hace ocho días, para mí a Patuca, que sabe leer y escrebir? -Cierto.
¡A ver! ¿Qué tiene? –¡Una indigestión! ¡Que se ha comido el turrón que tú le mandaste ayer! –¿Turrón? –¡Su estado me inquieta! –Pero, mujer, no me explico...
Y cuarto, dentro de ese "packagedeal", estaríamos dispuestos a aceptar la cláusula que vos mandaste en el cable que hoy recibimos, cláusula que te voy a leer para que no tengamos ninguna duda sobre el texto.
Lo que la plebe más vulgar estima y usa, esto es lo que yo acepto. SERVIDOR Penteo, aquí estamos, después de cazar esta presa que nos mandaste a buscar, y no fue vano nuestro empeño.
Pero, a trueco que no digas que en la primera cosa que me mandaste dejaste de ser obedecida, yo perderé del derecho que debo a ser quien soy, y satisfaré tu deseo y el de Halima fingidamente, como dices, si es que se ha de granjear con esto el bien de verte; y así, finge tú las respuestas a tu gusto, que desde aquí las firma y confirma mi fingida voluntad.
11 Y he aquí que el varón vestido de lienzos, que tenía la escribanía á su cintura, respondió una palabra diciendo: Hecho he conforme á todo lo que me mandaste.
Las cifras y motes Que en tiempo feliz Mandaste en los muros Con oro escribir, Pensando que el tiempo, Que corre sin fin, Querría en tu Alhambra Dejarte vivir.
¡Entrar a la casa de su compañero, so capa de amistad y robarle el abrigo!... ¡una prenda de vestir! ... ¿Y cómo lo recuperaste? ¿lo mandaste preso? ¡Fum!... ¡Fum!... ¡Ay, Caquito, ha podido hasta matarte!
9 Entonces él respondió á los embajadores de Ben-adad: Decid al rey mi señor: Haré todo lo que mandaste á tu siervo al principio; mas esto no lo puedo hacer.