mara


También se encuentra en: Diccionario.
  • all

Sinónimos para mara

liebre criolla

Sinónimos

  • liebre criolla
  • liebre mara
  • liebre patagónica
  • mara patagónica
Ejemplos ?
Y como quien dice cansado dice inconstante, y Floraldo no vivía sin nuevos empeños, y nuevas ansias, y nuevas calenturas perniciosas de amor, acometiole una afición desatada por cierta danzarina, hija de un hebreo y una gitana de la Sierra, que bailaba en las plazas públicas sobre un tapiz polvoriento, y sonreía con igual sonrisa cruel y cínica de sus labios embermejados a todos los barraganes de la ciudad. Y fue lo peor que Mara -la amarga, la cava impúdica, la sonriente- sólo a Floraldo dio en poner desabrido gesto.
Griffiths Cónsul General: Jay T. Smith Funcionaria para Asuntos Públicos: Mara Tekach-Ball Director de USAID: David Adams La Embajada de los EE.UU.
Y como la cava le tendiese otra vez sus brazos, hechos a las contorsiones de los bailes de infierno, desnudó la espada que acababa de hundir en el pecho de un hombre y la sepultó entera en el cuerpo cimbreador, estrecho, del cual, por la espalda, salió la punta a hincarse en el tabique, dejando a Mara sujeta, clavada, retorciéndose una vez más...
Un día en que Floraldo se presentó cargado con un cofre lleno de joyas de oro, perlas y diamantes, que representaban el valor de su patrimonio empeñado a un usurero (acaso el padre de Mara), la danzarina le miró despreciativamente.
22 E hizo Moisés que partiese Israel del mar Bermejo, y salieron al desierto de Shur; y anduvieron tres días por el desierto sin hallar agua. 23 Y llegaron á Mara, y no pudieron beber las aguas de Mara, porque eran amargas; por eso le pusieron el nombre de Mara.
CALATAYUD: Alarba, Alconchel de Ariza, Alhama de Aragón, Aniñon, Aranda de Moncayo, Ariza, Ateca, Belmonte de Gracián, Berdejo, Bijuesca, Bordalba, Brea de Aragón, Bubierca, Cabolafuente, Calatayud, Calmarza, Campillo de Aragón, Carenas, Castejón de Alarba, Castejón de las Armas, Cervera de la Cañada, Cetina, Cimballa, Clares de Ribota, Contamina, Embid de Ariza, Frasno (El), Fuentes de Jiloca, Godojos, Gotor, Ibdes, Illueca, Jaraba, Jarque, Malanquilla, Maluenda, Mara...
Floraldo temblaba de concupiscencia y miedo a no poder apoderarse de la joya «única». -Hay -dijo Mara lentamente- una cristiana de brillantes ojos, a quien amabas antes que a mí.
Nunca Mara había sido tan pretendida, tan requebrada, tan adorada como desde que poseía las dos maravillosas piedras, que la rodeaban de un esplendor de cielo de estío; y Floraldo, que no se apartaba de ella, pensaba a veces, para calmar la desazón mortal de los celos continuos, que mientras los zafiros no se extinguiesen, no le habría vendido Mara.
Entonces Jacen se asignó como co-Jefe de Estado de la Alianza Galáctica junto a Cha Niathal. Mara pronto descubrió que Jacen era un sith e intentó que renunciara al lado oscuro.
Cuando Jacen rehusó ella lo siguió hasta Kavan. Mara rechazaba entablar un combate directo pues sabía que él lo ganaría así que le obligó a seguirla por estrechos túneles subterráneos donde un sable sería casi inútil.
A pesar de eso Jacen convocó una poderosa Onda de Fuerza que le dejó aún más débil que antes. Malherido y pese a ello forzado a luchar Jacen perdió la ventaja que tenía sobre Mara.
La religión penetraba la vida social y nutría todos los comportamientos: políticos culturales y hasta económicos, ya que la búsqueda de la Tierra sin Mal implicaba también búsqueda de tierras no holladas para la caza y el cultivo. En teoría, la Yvy Mara He'y no era inaccesible a los vivos.