matar

(redireccionado de matasteis)
También se encuentra en: Diccionario.
Graphic Thesaurus  🔍
Display ON
Animation ON
Legend
Synonym
Antonym
Related
  • all
  • verbo
  • nombre

Sinónimos para matar

ejecutar

Sinónimos

apagar

Sinónimos

mátalas callando

Diccionario Manual de Sinónimos y Antónimos Vox © 2022 Larousse Editorial, S.L.

Sinónimos para matar

Ejemplos ?
Pero así como decimos a los judíos: vosotros matasteis a Cristo, aunque este crimen no le cometieron ellos, sino sus padres, así también éstos se dolerán y les pesará de haber hecho en cierto modo lo que hicieron aquellos de cuya estirpe ellos descienden.
17 Asimismo derribó la torre de Penuel, y mató á los de la ciudad. 18 Luego dijo á Zeba y á Zalmunna: ¿Qué manera de hombres tenían aquellos que matasteis en Tabor?
16 Ahora pues, si con verdad y con integridad habéis procedido en hacer rey á Abimelech, y si lo habéis hecho bien con Jerobaal y con su casa, y si le habéis pagado conforme á la obra de sus manos; 17(Pues que mi padre peleó por vosotros, y echó lejos su vida por libraros de mano de Madián; 18 Y vosotros os levantasteis hoy contra la casa de mi padre, y matasteis sus hijos, setenta varones, sobre una piedra; y habéis puesto por rey sobre los de Sichêm á Abimelech, hijo de su criada, por cuanto es vuestro hermano:) 19 Si con verdad y con integridad habéis obrado hoy con Jerobaal y con su casa, que gocéis de Abimelech, y él goce de vosotros.
Vosotros renegasteis del Santo y del Justo, y pedisteis que se os hiciera gracia de un asesino, 15. y matasteis al Jefe que lleva a la Vida.
—Fuera otro crimen. —¡Quién sabe! —Yo sé que sois inocente, puesto que no le matasteis. —Secretos del cielo son, como el cielo impenetrables.
-¡Buen lance El suyo, ¡y qué bien riñó! Mas para otro mundo echó, Y ya el diablo que le alcance. -¿Le matasteis? -¿Y qué hacer? Se empeñó en hallar venganza A causa sin esperanza.
Señor, la vuestra el vítor mereciera cuando al León que el mar tiene domado, del Po habiendo ocupado la ribera de Francolino a donde muere ahogado, hicisteis tal, que aunque rugir lo oyera, no he de temer, si vos me estáis al lado. Cómo vencer se debe nos mostrasteis: matasteis al rival, y nos salvasteis.
29 Y respondiendo Pedro y los apóstoles, dijeron: Es menester obedecer á Dios antes que á los hombres. 30 El Dios de nuestros padres levantó á Jesús, al cual vosotros matasteis colgándole de un madero.
¿Con qué cara vais a presentaros frente a Muhammad el Día de la Resurrección, y qué contestaréis cuando os diga: -Vosotros matasteis a mi familia y no me respetasteis pues vosotros no sois de mi comunidad.” En aquellos tiempos, Ubeidulah Ibn Ziad, mantuvo Zayn-al-Abidin y otros sobrevivientes.
«Israelitas, escuchad estas palabras: A Jesús, el Nazoreo, hombre acreditado por Dios entre vosotros con milagros, prodigios y señales que Dios hizo por su medio entre vosotros, como vosotros mismos sabéis, a éste, que fue entregado según el determinado designio y previo conocimiento de Dios, vosotros le matasteis clavándole en la cruz por mano de los impíos; a éste, pues, Dios le resucitó librándole de los dolores del Hades, pues no era posible que quedase bajo su dominio; porque dice de él David: Veía constantemente al Señor delante de mí, puesto que está a mi derecha, para que no vacile.
te juramos que no existen ni Chaloya, ni su hija». «¿Los matasteis o murieron? Decid, pues, ¿qué es de su vida?», les preguntó Rumiñahui con la voz ya enronquecida.
¿Cómo piensas que yo había olvidado la deshonra que me hicisteis en Burgos cuando matasteis a Aluar Sanches e la que hiciesteis a mi mujer doña Lanbra cuando le matasteis en Febros.
14 Mas vosotros al Santo y al Justo negasteis, y pedisteis que se os diese un homicida; 15 Y matasteis al Autor de la vida, al cual Dios ha resucitado de los muertos; de lo que nosotros somos testigos.
22 Varones Israelitas, oid estas palabras: Jesús Nazareno, varón aprobado de Dios entre vosotros en maravillas y prodigios y señales, que Dios hizo por él en medio de vosotros, como también vosotros sabéis; 23 A éste, entregado por determinado consejo y providencia de Dios, prendisteis y matasteis por manos de los inicuos, crucificándole; 24 Al cual Dios levantó, sueltos los dolores de la muerte, por cuanto era imposible ser detenido de ella.
¡Juro por Dios!, ¿es que acaso no fuisteis vosotros quienes con vuestras cartas invitasteis a mi padre a que viniese a Kufa y luego lo matasteis?