medianero

(redireccionado de medianeros)
También se encuentra en: Diccionario.
Graphic Thesaurus  🔍
Display ON
Animation ON
Legend
Synonym
Antonym
Related
  • adjetivo

Sinónimos para medianero

mediador

Diccionario Manual de Sinónimos y Antónimos Vox © 2022 Larousse Editorial, S.L.
Ejemplos ?
Hicieron su concierto, y, sin otra seguridad ni información, siendo corredores y medianeros los demás aguadores, dio diez y seis ducados por el asno, con todos los adherentes del oficio.
Pues constando todo animal de alma y cuerpo, de las cuales dos cualidades, sin duda, el alma es más noble que el cuerpo, y aunque defectuosa y enferma, con todo, es mucho mejor a lo menos que el cuerpo, por muy sano y firme que esté, porque su naturaleza es más excelente; y por las imperfecciones de los vicios no se pospone al cuerpo, así como al oro, aunque esté mohoso, se estima en más que la plata y el plomo, no obstante que estén purísimos estos metales, estos medianeros de los dioses y de los hombres por cuya interposición se junta y comunica lo divino y lo humano...
–No, lo que me admira, lo que me arrebata, lo que me subyuga es la manera de haber resuelto este asunto, los dos solos, sin medianeros...
Si por intercesión de los demonios puede granjearse el hombre la amistad de los dioses celestiales ¿Qué tales, pues, serán los medianeros entre los hombres y los dioses, por cuyo medio han de pretender los hombres la amistad y gracia de los dioses, supuesto que con los hombres tienen lo peor, que es en el animal lo más estimable, esto es, el alma, y con los dioses tienen lo mejor, que es en el animal lo más despreciable, que es el cuerpo?
Lo que sintió Hermes Trimegisto de la idolatría, y de dónde pudo saber que se habían de suprimir las supersticiones de Egipto De modo diverso sintió y escribió de ellos Hermes, egipcio, a quien llaman Trimegisto; pues Apuleyo, aun cuando conceda que no son dioses, pero diciendo que son medianeros entre los dioses y los hombres, de modo que son necesarios a los hombres para el trato con los mismos dioses, no diferencia su culto de la religión de los dioses superiores.
Si se debe creer que los dioses buenos de mejor gana se comunican con los demonios que con los hombres Pero ciertamente dirán que hay una causa muy convincente, por la cual es indispensable que los demonios sean medianeros entre los dioses y entre los hombres, para que lleven los deseos y peticiones de los hombres a los dioses y de éstos traigan las respuestas dé las gracias que hubieren alcanzado a los hombres.
Se debe, según los estudiosos, a la existencia de dos clases sociales bien diferenciadas: los propietarios de la tierra en la calle del Medio, y los medianeros y pequeños campesinos de la calle del Sol.
Se consideran instalaciones especiales los ascensores, transformadores de electricidad, equipos de bombeo, extractores industriales, conductos verticales de basuras, paneles solares, etc.;Cubierta Se hace el aplanado de la estructura en general como losas, muros, castillos etc.;Cerramientos perimetrales Muros de fachada y medianeros, precercos de ventanas.;Impermeabilizaciones y aislamientos Impermeabilización de cubiertas, losas, muros, cisterna, etc.
A pesar de las deficiencias del registro arqueológico se puede esbozar el patrón de vivienda del poblado. Se trata de casas con muro de cabecera longitudinal, separados por tabiques medianeros perpendiculares.
Las estructuras siguen un patrón preestablecido y prediseñado en función del espacio, donde los muros medianeros convergen a manera de radios a un punto central.
Como reflejo, la solución dada a las galerías técnicas, integradas entre los cerramientos laterales de la sala y los muros medianeros del teatro, creando cámaras que sirven para ventilación, iluminación, maquinaria e instalaciones, en dos bandas que unen las crujías delanteras con la tramoya del escenario y la crujía de la calle Fernando III.
El único que mandaba en estas tierras era el Conde, hasta tal punto que no permitía que “ni se fabricase ni aumentase” el número de vecinos dentro de sus terrenos en el lugar de “Maspaloma”, salvo los medianeros u obreros que trabajaban para el Conde.