perdón


También se encuentra en: Diccionario.
  • all
  • sustantivo

Sinónimos para perdón

indulgencia

Sinónimos

Sinónimos para perdón

indulgencia

Sinónimos

Ejemplos ?
Y desque fue bien vuelto en su acuerdo, echóse a los pies del señor comisario y demandóle perdón, y confesó haber dicho aquello por la boca y mandamiento del demonio, lo uno por hacer a él daño y vengarse del enojo, lo otro y mas principal, porque el demonio recibía mucha pena del bien que allí se hiciera en tomar la bula.
-dijo doña Teresa con tal dignidad, que el Capitán se quedó yerto de espanto. Recobróse al cabo el pobre hombre y expuso con la humildad del más cariñoso hijo, besando las manos de la moribunda: -¡Perdón!
¡Perdón, señora! ¡Yo soy un insensato, un monstruo, un hombre sin educación, que no sabe explicarse!... Mi ánimo no ha sido ofender a usted ni a Angustias...
-Pos bien -exclamó la Rabicortona continuando el relato que comenzara el Cerote-, el Greñitas y el Azúcar estaban dambos a la vez más locos que cencerros por la Tururú, la que, dicho sea con perdón de ustedes, pa mí no es una mujer, sino un catite...
Del drenaje, en el informe complementario - perdón por salir del informe que todo el país conoce- se anuncian 60 kilómetros más en el proyecto de drenaje profundo, pero las inundaciones que acaban de ocurrir en días pasados son los mejores comentarios al informe a este aspecto.
Fue traído por Catón desde Cilicia a la guerra civil, en que siguió a Pompeyo, y luego que con él fue vencido, tuvo el perdón de César; y procónsul, gobernó la Galia: al fin, con otros conjurados, dio en el Senado muerte a César.
como en la peor telenovela. El me pidió perdón por su atrevimiento y murmuró en mis oídos algo incomprensible ... que me amaba y que sabía que yo sentía lo mismo por él.
Y en su desnudez volátil afrontaba valeroso los peligros, sin desmayar en el vértigo de su lid a cuestas... Y en pie, inmaculado de rencor, levantaba el rostro indemne, victorioso de perdón sobre los precipicios traidores...
l justo Dios, cuando el pecado nuestro el plazo del perdón ya desperdicia, para mostrarnos que en su plan maestro a su piedad iguala su justicia, da reinos y concede fuerza y estro a tiranos de grande y vil malicia.
- ¡A la lucha! -rujaban, perdón, rugían. Y el abnegado líder bajó con las dificultades de su panza del estrado en el que había estado hablando entre las ovaciones de los trabajadores para dirigirse hasta un auto de larga negrura que lo aguardaba y que lo llevaría a las negociaciones.
¾Perdón si hemos importunado y ofendido a su majestad, pero queremos un consejo para decidir lo que vamos a hacer con este atrevido que se ha burlado de todos nosotros; hasta de vuestra excelencia.¾ Dijo el Rey de los Vampiros.
micifuces... Un día se les derrumbará su teatro hipócrita y entonces sabrán que no hay perdón en la muerte. ¿Quién los recordará con e!