regar

(redireccionado de regados)
También se encuentra en: Diccionario.
  • all
  • verbo

Sinónimos para regar

Sinónimos para regar

Ejemplos ?
Los campos regados por el sudor de trescientos años, han sido agotados por una fatal combinación de los meteoros y de los crímenes.
A todo esto, los sacerdotes colocaron el cadáver del sastrecillo sobre los maderos regados de aceite y un monje encendió la pira.
Los fumadores, generalmente, habían almorzado con el dueño de la casa, y una beatitud de buena digestión, de excelentes y bien condimentados manjares, regados por vinos de exquisita calidad y nobleza, completaba el goce más espiritual del habano, y el bienestar de reclinarse en tales sillones -¡oh la superioridad anglosajona!- adaptados al cuerpo como guantes.
La casualidad había colocado allí un laurel magnífico, ya añoso, de los que parecen regados con sangre, aunque sólo los riegue el agua de la lluvia.
Rosario había preparado previamente la reja, y brillaban en los limpios tiestos recién regados la verde albahaca, algunos grandes clavelones que amenazaban romper a su peso los cimbradores tallos, y el jazmín, limpio de hojas secas, que se retorcía en floridas ramificaciones por entre los renegridos hierros.
Se les debe proporcionar un aporte constante de agua, que se incrementará un poco antes del momento de la cosecha. Las frutas con el mejor sabor se consiguen cuando los árboles son regados durante toda la estación.
Las que poseían viñedos, muchas tenían bodegas modernas para la época, plantas embotelladoras y, asimismo, expertos vinicultores, como "Liucura" y "Peñaflor", entre otras. Casi todas poseían predios regados por canales como "Potrero Grande"y muchas otras.
Los cultivos predominantes son los cítricos (150 Ha), hortalizas, maíz y tubérculos en los terrenos regados; y el olivar (150 Ha), algarrobo, vid y cereales en el secano.
Hasta mediados del siglo XIX las aguas de la Albufera llegaban junto al caserío, aunque actualmente el área se halla convertida en campos de arroz regados mediante inundación.
El barrio de Valdefierro toma el nombre de los terrenos agrícolas regados por la acequia de Val del Fierro (otros lo escriben en aragonés Bal de Fierro) perteneciente a la Comunidad de Regantes de Miralbueno el Nuevo (antiguamente se denominó Sindicato de Riegos de Miralbueno), según reza en las ordenanzas de este organismo y que tiene su toma de aguas del Canal Imperial de Aragón en su kilómetro 79,2 junto a la desaparecida Almenara de San José.
El uso del suelo es principalmente agrícola, predominando ligeramente los frutales y viñas viníferas regados con métodos tecnificados, tales como goteo, microasperción y cintas exudantes.
Los visitantes pueden disfrutar de paseos a caballo y conocer los viveros, donde se producen hortalizas orgánicas, libres de fertilizantes y regados con agua de los manantiales, así como los árboles que sirven para la reforestación del bosque de coníferas y clima templado.